Se reduce un 0,7% el número de parados en Septiembre pero se retrasa la salida de los ERTE


Septiembre se despide con un descenso del paro registrado de veintiseis y trescientos veintinueve personas, hasta un total de tres con siete millones de personas . Los ERTE, que todavía mantienen más de setecientos trabajos, empiezan una nueva etapa

Se reduce un 0,7% el número de parados en Septiembre pero se retrasa la salida de los ERTE

El mercado de trabajo registró el pasado septiembre un notable avance en comparación con el mes precedente. Queda una larga distancia hasta los niveles anteriores a la hibernación de la economía en el mes de marzo mas la Seguridad Social sumó ochenta y cuatro y trece afiliados y el paro se redujo en veintiseis y trescientos veintinueve personas, un 0,69 por ciento . Más de setecientos trabajadores sostienen sus trabajos suspendidos en expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE).

En un mercado tan estacional como el de España, el final del verano es un periodo en el que el cómputo mensual de contrataciones y bajas acostumbra a ser negativo, mas en el año en el que en el tercer mes del año y abril se han batido todos y cada uno de los registros de destrucción acelerada de empleo, septiembre ha lanzado cifras positivas. Es el mejor septiembre en lo que se refiere a paro registrado desde mil novecientos noventa y seis y la mayor subida de afiliados para este mes desde el momento en que hay registros.

José Luis Escrivá y Yolanda Díaz, ministros de Seguridad Social y Trabajo respectivamente, habían adelantado el día de ayer «datos históricos» para el mercado de trabajo. En el contexto de corto plazo lo son y representan una tendencia positiva mas están lejos de conseguir una restauración. Unión General de Trabajadores ha calificado de «tímida» la mejora de los datos de afiliación y contratación, advirtiendo de el uso que se está produciendo (solo un diez por ciento de los contratos son indefinidos) en la restauración es temporal y parcial.

En buena medida, el panorama laboral a principios del otoño es una reacción al terreno perdido en los 6 meses precedentes. Si el horizonte temporal se amplía, los datos anunciados por el Ministerio de Trabajo y el de Seguridad Social toman otra perspectiva, la que diferentes organismos han calificado como una restauración «fragil y también dudosa», lo que el Gobierno describe como una V asimétrica.

En verdad, no hay una idea clara sobre en qué momento se va a poder finalizar de recobrar los trabajos perdidos en los últimos meses. El secretario de Estado de Seguridad Social y Pensiones, Israel Riachuelo, apuntó este viernes que si sigue la tendencia de desarrollo mensual de la afiliación que se viene registrando en los últimos meses «seguramente durante dos mil veintiuno» se recobren los niveles anteriores al Covid-diecinueve. Riachuelo resaltó que «lo interesante» no es solo recobrar el nivel de afiliación anterior a la crisis sino más bien las tasas de desarrollo anteriores a la pandemia.

Con respecto a septiembre del año pasado, el sistema ha perdido cuatrocientos cuarenta y siete mil sesenta y dos afiliados. La Seguridad Social lleva 5 meses viendo recobrarse su registro de afiliaciones, si bien el ritmo es meridianamente inferior a la intensidad con la que se perdió al principio de la pandemia. Desde los diecinueve.250.229 afiliados que existían el mes pasado de febrero, se ha pasado a los 18.876.389, un total de trescientos setenta y tres mil ochocientos cuarenta menos.

Los avances de septiembre se encararán ahora al otoño, que llega con una segunda ola de infecciones y que tienen su primordial reto en las previsiones de incremento del paro publicadas por el propio Gobierno. De momento, los ERTE cuentan con un total de setecientos veintiocho mil personas con el uso suspendido.

Desde los máximos de abril, la evolución de la bolsa de trabajadores en esta situación ha mejorado, si bien cada vez cuesta más absorber un número de trabajadores que en los próximos meses podrían ir al paro. En el mes de septiembre, volvieron al trabajo 2 tercios menos de los que se reincorporaron en el mes de agosto.

«Los ámbitos que sostienen empleados en ERTE están relacionados con el turismo y están en peores condiciones para activar trabajadores», ha explicado el Ministerio de Seguridad Social. Canarias y Baleares son las comunidades autónomas que menos empleados están activando por su vinculación al turismo. En verdad, Baleares aun los ha aumentado.

A partir del mes vigente de octubre, el mercado de trabajo y esta bolsa de trabajadores sujetos a ERTE tienen por delante los efectos de las limitaciones a la movilidad por una segunda ola de infecciones conjuntada con un nuevo esquema para los ERTE pactado el pasado martes por los agentes sociales. El nuevo esquema resguarda de forma automática a campos como el turismo y está prorrogado hasta el treinta y uno de enero de dos mil veintiuno.

Como es tradicional en los meses de septiembre, el ámbito de la educación fue el primordial motor de las contrataciones al medrar la afiliación un siete con quince por ciento . En el lado contrario, la Seguridad Social ha registrado esenciales retrocesos en áreas como la actividad de los hogares (-seis con cincuenta y cinco por ciento ) y hostelería (-tres con ocho por ciento ).

Unión General de Trabajadores ha festejado este viernes la «tímida» mejora de los datos de afiliación y contratación de septiembre motivados por la reapertura económica y la temporada de vacaciones, mas ha advertido de que el uso que se está produciendo en la restauración es temporal y parcial. De esta manera, ha denunciado que el treinta y dos por ciento de los contratos registrados eran a tiempo parcial y un noventa por ciento , temporales, y menos de 6 de cada 100 son contratos indefinidos a jornada completa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *